Por Enrique Peña Nieto

Este día tuve el gusto de inaugurar la modernización del tramo Jerez-Tepetongo de la carretera Jerez-Tlaltenango, un ejemplo del trabajo y esfuerzo coordinado con el Gobierno de Zacatecas. Se tratan de 21 kilómetros que requirieron una inversión de más de 532 millones de pesos y beneficiará a más de 120 mil habitantes de la región sur de Zacatecas.

Además de entregar el Distribuidor de la Central de Abasto de Zacatecas y 19 caminos alimentadores rurales, con una inversión adicional del Gobierno de la República de 497 millones de pesos; di instrucciones para que, de manera gradual, se construya también la carretera de Tlaltenango a Guadalajara, la cual permitirá tener un buen eje carretero que sin duda vendría a fortalecer el desarrollo de toda esta región de Zacatecas, y de todo el estado.

De hecho, este año la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) ejercerá un presupuesto de 118 mil millones de pesos, de los cuales 65 mil millones son para la modernización y rehabilitación de la red carretera del país. Es un presupuesto que no tiene precedente: 38 por ciento superior al del año pasado, y que se viene ejerciendo de manera puntual.

Un país con infraestructura moderna está listo para el desarrollo y el progreso, porque  tener buenas carreteras y autopistas, eleva la productividad y abarata los costos en el traslado de bienes, de servicios y de personas de manera más ágil y segura. Por esa ruta, la del progreso y el desarrollo, seguiremos avanzando.