Fuente: SEMARNAT

México y Estados Unidos llevan a cabo acuerdos en materia de cooperación bilateral en la Cuenca del Río Colorado, con la intención de restaurar la cuenca y el Delta del Río y así revitalizar el hábitat para la vida silvestre.

Se dio inicio al primer "flujo pulso", que consiste en un envío de 130 millones de metros cúbicos hacia el Delta, aguas debajo de la Presa Morelos, que se localiza en el Río Colorado. El envío está calculado en 120 metros cúbicos por segundo y tiene una duración estimada de ocho semanas.

Con el envío de agua al Delta se espera la recuperación de numerosas especies de aves y la regeneración de los bosques nativos, además del beneficio que representa para los usuarios en toda la cuenca.

Este es el Primer Acuerdo Internacional de un flujo de agua con fines exclusivos de conservación ambiental, lo cual habla de espíritu de cooperación ambiental entre ambos países y un ejemplo sin precedentes en el mundo.