Por Enrique Peña Nieto

La inversión es un detonador fundamental del crecimiento y el empleo; es un poderoso motor del desarrollo económico.

Precisamente, desde la Residencia Oficial de Los Pinos, hoy compartimos una buena noticia que demuestra la fortaleza, el dinamismo y la competitividad de la industria automotriz nacional.

Me refiero a la inversión de 691 millones de dólares que General Motors hará en nuestro país, en proyectos de alta tecnología.

Con esta inyección de recursos, General Motors construirá una nueva planta de transmisiones en su complejo de Silao, en Guanajuato; ampliará la planta que inauguró apenas el año pasado en San Luis Potosí y consolidará su complejo en Toluca.

Para alcanzar el México Próspero que queremos construir, hoy nuestro país cuenta con un sólido sector automotor. México es el 8° productor y el 4° exportador de vehículos nuevos en el mundo.

Como Presidente de la República, ratifico mi firme compromiso de consolidar a México, como potencia mundial en la producción y exportación de automóviles y de autopartes, y reitero mi felicitación a General Motors por su decisión de seguir creciendo junto con México. Enhorabuena.