Fuente: Rotonda de las Personas Ilustres

José Clemente Orozco, originario de Jalisco, nació el 23 de noviembre de 1883 y murió en la Ciudad de México el 7 de septiembre de 1949. Pintor y muralista, además miembro fundador del Colegio Nacional, en 1946 recibió el Premio Nacional de Artes. Fue el primer pintor sepultado en la actual Rotonda de las Personas Ilustres.

Al comienzo del movimiento muralista, se le encomendó el patio grande de la Escuela Nacional Preparatoria en el Colegio de San Ildefonso. En la Casa de los Azulejos realizó Omnisciencia. Radicado en Estados Unidos, de 1927 a 1934 realizó una serie de obras sobre el carácter deshumanizado del régimen capitalista y la Revolución Mexicana.

De regreso a México en 1934, realizó un gran tablero con el título La Katharsis en el Palacio de Bellas Artes. Entre 1936 y 1939 desarrolló su actividad artística en Guadalajara: los muros del foro del paraninfo de la Universidad, la escalera del Palacio de Gobierno y la capilla del Hospicio Cabañas.

En 1940 decoró la Biblioteca Gabino Ortiz de Jiquilpan. El Museo de Arte Moderno de Nueva York le encargó un tablero que tituló Dive Bomber. La Suprema Corte de Justicia de la Nación y el Hospital de Jesús se enriquecieron también con sus frescos. En los años siguientes y hasta 1946 hizo pintura de caballete, retratos y decorados para ballet.