El Presidente Enrique Peña Nieto puso en marcha la fábrica Nestlé Purina en Silao, Guanajuato.

Se trata de la planta número 15 de esta empresa global en nuestro país, que durante 85 años ha creído e invertido en México.

Esta planta garantizará el abasto de alimento para mascotas en México y permitirá exportarlos a Centroamérica.

Contó con una inversión de 220 millones de dólares y generó, durante su construcción 6 mil empleos temporales.

En operación, serán 200 empleos directos y mil indirectos. Se espera una derrama económica anual de 750 millones de pesos.

La confianza de Nestlé es la confirmación de que nuestro país es un destino seguro y atractivo para las inversiones, con 22 mil millones de dólares invertidos en el sector alimentario durante los primeros tres años de la administración.