Por Enrique Peña Nieto

El desarrollo integral de una sociedad es el mejor camino para asegurar su convivencia armónica.

Y en este propósito, la educación es esencial; es la base de la transformación hacia un mayor bienestar y progreso.

Nuestros hijos merecen una educación de mayor calidad y entornos escolares seguros, libres de violencia y acoso escolar.

Por eso, he instruido al Secretario de Educación Pública, a acelerar la instrumentación de la Política Nacional para una escuela libre de acoso escolar o bullying, que es uno de mis compromisos con México.

Sociedad y autoridades debemos hacer un frente común para que no se repitan tragedias por bullying.