Por segunda ocasión México impulsa el Día Nacional de la Prueba de Detección del VIH, con el propósito de hacer de la detección oportuna una oportunidad para una mejor calidad de vida para las personas afectadas.

Este día busca reducir el 52% de personas que actualmente viven con VIH y podrían no saberlo, para ello se llevarán a cabo pruebas de detección de manera gratuita, voluntaria, confidencial y acompañada siempre de consejería.

Según estimaciones del Onusida, 1,6 millones de personas vivían con el VIH en América Latina, de las cuales, 180 mil personas se encuentran en México.

El Día Nacional de la Prueba de Detección, es un día para promover una de las mejores herramientas que tenemos para dar una respuesta eficaz ante el VIH: el diagnóstico oportuno.

Es importante señalar que el acceso a medicamentos está garantizado para todas las personas que llegaran a tener un resultado positivo en las pruebas confirmatorias. El tratamiento en México es gratuito y está asegurado para todas las personas con VIH que tengan una prescripción médica.