El Proyecto de Presupuesto para el 2016 tiene como objetivos, gastar menos y mejor, priorizar los apoyos a los programas sociales, continuar con el impulso a la inversión y cumplir con los objetivos del Plan Nacional de Desarrollo 2013 - 2018 (PND).

Esto implica una revisión de la estructura del presupuesto con un enfoque de eficiencia y austeridad en programas presupuestarios, estructuras orgánicas y programas y proyectos de inversión, es decir, una base cero.

Por ello se trabaja en la estructura programática del gasto bajo los siguientes escenarios:

  • Eliminación o modificación de programas con bajo impacto en los objetivos del PND y de programas con bajo desempeño de acuerdo con el Sistema de Evaluación del Desempeño.
  • Fusión de programas complementarios o duplicados.
  • Re-sectorización de programas para una mejor vinculación institucional y administrativa.
  • Fortalecimiento de programas prioritarios para el desarrollo nacional.
  • Identificación del gasto estrictamente ineludible.

En el mismo sentido, se propondrá la eliminación o fusión de estructuras orgánicas con funciones duplicadas o complementarias y se re-sectorizarán Unidades Responsables o plazas cuyas funciones sean más eficientes en otras dependencias de la Administración Pública Centralizada.

Por otra parte, bajo el enfoque de cartera de Programas y Proyectos de Inversión (PPI’s) se tomarán las siguientes medidas: criterios adicionales para la prelación de PPI’s por Ramo, revisión y depuración de PPI’s basados en la eficiencia y ejercicio del presupuesto y búsqueda de mayor participación privada para diversificar esquemas de financiamiento.

Con estas y otras acciones se construye un Gobierno renovado, moderno, más eficiente y capaz de gastar menos y gastar mejor, además de que se contribuye a lograr un gasto transparente y dinámico.