El Presidente Enrique Peña Nieto inauguró en la Ciudad de México la nueva sede  del Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (INDRE); se trata de un organismo estratégico para la prevención y control de diversas afecciones, que podrían tener graves impactos en la salud pública.

Desde su creación, hace 75 años, ha desempeñado un papel clave en la eliminación de la poliomielitis y la contención del sarampión, la tuberculosis, el dengue y el cólera, entre muchas otras enfermedades.

Además, como órgano rector de la Red Nacional de Laboratorios de Salud Pública, el Instituto provee información estratégica para la toma de decisiones en la protección de la salud de los mexicanos.

La nueva sede del INDRE es un edificio inteligente y sustentable que utiliza tecnologías amigables con el medio ambiente. Todo esto lo convierte en el complejo de laboratorios de su tipo más moderno y más grande de América Latina.

En la construcción y equipamiento de esta magna obra, el Gobierno de la República invirtió mil 200 millones de pesos; recursos que contribuirán a una vida saludable y plena para los mexicanos.