Durante la pasada entrega del Premio Nacional de Derechos Humanos 2014, el Presidente Enrique Peña Nieto expresó que se tiene que "ajustar lo que tengamos que ajustar para asegurar el pleno respeto a los derechos fundamentales de todas las personas".

Una de las 10 medidas anunciadas por el Presidente para mejorar las condiciones de seguridad y justicia en nuestro país, se refiere a cinco acciones prioritarias para fortalecer y poner al día distintos instrumentos que protegen los derechos humanos:

  1. La actualización del marco jurídico en los rubros de tortura y desaparición forzada.
  2. El mejoramiento de los protocolos y procedimientos para prevenir y sancionar con mayor eficacia los casos de tortura, desaparición forzada de personas y ejecución extrajudicial.
  3. La creación de nuevos mecanismos e indicadores en materia de derechos humanos.
  4. La creación de un Sistema Nacional de Búsqueda de Personas No Localizadas.
  5. La publicación del Reglamento de la Ley General de Víctimas.

Con estas decisiones, el Gobierno de la República reafirma su invariable compromiso en favor de la defensa y protección de los derechos humanos.