El Gobierno de la República comparte la visión de progreso y justicia social para el campo mexicano de la Confederación Nacional Campesina (CNC).

Durante la inauguración del 77 Congreso Extraordinario de la CNC, el Presidente Enrique Peña Nieto enumeró las seis acciones que conforman el proyecto de impulso al campo:

  1. Los subsidios asistencialistas se convirtieron en incentivos para la productividad con una inversión de 13 mil 600 millones de pesos.
  2. Más crédito y más barato para el campo. De enero a junio de 2015 se colocaron 187 mil 800 millones de pesos en créditos para sectores agropecuario y rural.
  3. Se fortalece la tecnificación del riego y mecanización del campo. En los primeros tres años de la administración se han tecnificado 417 mil hectáreas.
  4. Con el Programa de Innovación para el Desarrollo Tecnológico Aplicado se han invertido 169.5 millones de pesos en 9 Centros Nacionales.
  5. Se promueven esquemas más eficaces en materia de ordenamiento de mercados y administración.
  6. Mediante prácticas sanitarias e inocuidad se amplían los mercados internacionales para los productos del campo mexicano.

Estas medidas han consolidado al sector primario como uno de los más dinámicos de la economía con un crecimiento de 4.5% durante el primer semestre de 2015.