La Procuraduría General de la República (PGR) a través de la Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo SCRPPA (Delegación en el estado de Baja California Sur), inició tres averiguaciones previas, por la comisión de delitos contra la salud, derivado de la puesta a disposición por elementos del Ejército Mexicano, de crystal y cocaína. 

De acuerdo con las indagatorias, el aseguramiento de la droga se llevó a cabo en un puesto de control militar, ubicado en la carretera Licenciado Benito Juárez, en el tramo Loreto - Santa Rosalía. 

En una primera acción, se aseguraron 31 bolsas que contenían clorhidrato de metanfetamina, con un peso neto de 15 kilos 444 gramos 200 miligramos, las cuales venían en un tracto camión de una empresa de mensajería y paquetería. 

En la segunda, al realizar una revisión de rutina a un autobús de pasajeros, se localizaron veinte envoltorios que contenían clorhidrato de metanfetamina con un peso neto de dos kilos 201 gramos 900 miligramos. 

Asimismo se encontró un envoltorio con clorhidrato de cocaína con 22 gramos, por lo que se iniciaron las indagatorias correspondientes. 

Cabe hacer mención que la droga provenía del estado de Sinaloa y tenía como destino el estado de Baja California. En los operativos no hubo detenidos. 

La droga quedó a disposición del Representante Social de la Federación, quien continúa con la integración de la averiguación previa, contra quien o quienes resulten responsables por los delitos referidos.