La Procuraduría General de la República (PGR) a través de su Delegación en Guerrero, incineró más de media tonelada de narcóticos, relacionados con 47 expedientes iniciados por delitos Contra la Salud. Esta acción fue derivada de diversas puestas a disposición, en su Delegación en Guerrero.

 

Las sustancias incineradas consistieron en 512 kilos 542 gramos de marihuana, 17 kilos 581 gramos semilla de marihuana, dos kilos 619 gramos de semilla de amapola, 238 gramos de opio, 221 plantas de amapola, 70 plantas de marihuana, tres gramos 300 miligramos de carbonato de sodio, 900 miligramos de cocaína, 200 miligramos de sustancia negativa y dos objetos del delito.

 

El evento de destrucción, realizado en las instalaciones del incinerador ubicado en la comunidad de Xocomanatlán, municipio de Chilpancingo de los Bravo, fue supervisado por el representante del Órgano Interno de Control de la PGR, con la presencia de elementos de la Agencia de Investigación Criminal (AIC), personal del Ejército Mexicano y el agente del Ministerio Público de la Federación, quien dio fe de las características de la droga.

 

Con esta acción, la Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo (SCRPPA), a través de su Delegación en Guerrero, da cumplimiento a lo establecido en el Programa de Destrucción de Narcóticos y a lo dispuesto por el Código Federal de Procedimientos Penales, que prevé la destrucción del narcótico asegurado.


12735582 10154571986758626 393834175 njpg
12721915 10154571991803626 112018589 njpg
12721592 10154571986718626 2025562626 njpg