La Procuraduría General de la República (PGR) a través de la Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo (SCRPPA), por conducto de su Delegación en el estado de Tamaulipas, consignó a dos personas detenidas por elementos de la Policía Estatal Acreditable. 

De acuerdo con la indagatoria, los elementos estatales recibieron un llamado, en el que les referían que en un domicilio ubicado detrás de un hotel de Reynosa, se encontraban personas privadas de la libertad. 

Al hacer reconocimientos sobre la calle León, entre las calles San Miguel de Allende y calle Uno, del Fraccionamiento San Miguel, observaron que un hombre pedía auxilio desde una casa. 

Al llegar al inmueble y ante un delito flagrante, lograron liberar a varias personas de diferentes nacionalidades y connacionales, que se encontraban secuestradas. 

En el lugar se detuvo a un hombre, quien se encargaba de cuidar a las personas, así como al guardia de seguridad del fraccionamiento, quien presuntamente avisaba sobre los movimientos de las autoridades. 

Al interrogar a las víctimas, una de ellos manifestó que en un inmueble ubicado en la calle Verde, de la colonia Arcoíris, de Reynosa, había más personas cautivas, por lo que en una rápida coordinación de los elementos estatales, fueron puestas en libertad. 

De los dos domicilios fueron rescatadas 18 personas de origen extranjero que no pudieron acreditar su estancia legal en el país, así como 29 mexicanos. 

Por lo anterior, el Representante Social de la Federación inició la averiguación previa, misma que consignó al juzgado octavo de distrito en la entidad, por los delitos de delincuencia organizada, privación ilegal de la libertad en la modalidad de secuestro y otros. 

Los inculpados fueron trasladados al Centro Federal de Readaptación Social en Villa Aldama, Veracruz, donde están a disposición del Juez. 

En relación a los extranjeros, éstos fueron puestos a disposición del Instituto Nacional de Migración.