La Procuraduría General de la República (PGR) obtuvo del Juzgado Segundo de Distrito, sentencia condenatoria de diez años de prisión, en contra de cinco personas por posesión de armas en el estado de Michoacán.

 

De acuerdo con los resolutivos de la sentencia dictada en el proceso penal, a estas personas se les acreditó su responsabilidad en la comisión del delito de violación a la Ley Federal de Armas de Fuego y de uso exclusivo de las Fuerzas Armadas.

 

En la averiguación previa que originó el citado proceso penal, se desprende que dichas personas fueron detenidas por personal del Ejército Mexicano sobre la carretera  Zurumbeneo-San Felipe, en las inmediaciones del municipio de Charo, a bordo de dos vehículos compactos con placas de circulación del estado de Michoacán.​


Los imputados se encontraban  en posesión de seis fusiles AK-47 con 21 cargadores y 377 cartuchos útiles calibre 7.62X39 milímetros,  cinco armas de fuego tipo escuadra, calibre .38 súper, con 10 cargadores abastecidos con 14 cartuchos útiles cada uno, así como dos radios portátiles.

 

La Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo, en su Delegación en Michoacán, aportó los elementos de prueba suficientes para que el juez sentenciara a las cinco personas, que cumplen su sanción internados en el Centro Federal de Readaptación  Social Número 9 "Norte", de Ciudad Juárez, Chihuahua.