La Procuraduría General de la República (PGR) a través de la Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo, por conducto de su Delegación en Baja California, practicó una diligencia de cateo y aseguró una tonelada 379 kilos 205 gramos de marihuana. 

Cabe hacer mención que el antecedente de ese aseguramiento fue un operativo que se realizó el pasado 27 de mayo, en las inmediaciones del fraccionamiento Otay Magisterial, donde elementos de la Policía Estatal Preventiva, aseguraron a dos hombres, un vehículo, 19 paquetes que contenían 97 kilos 690 gramos de marihuana, un recipiente de plástico que contenía 500 gramos de heroína y un envoltorio con 84 gramos de crystal. 

Derivado de éstos hechos, dentro de las primeras diligencias que practicó el agente del Ministerio Público de la Federación, con sede en la ciudad de Tijuana, solicitó y obtuvo del Juez Tercero Federal Penal Especializado en Cateos, Arraigos e Intervención de Comunicaciones, un mandato judicial. 

El mismo se ejecutó en un inmueble de la calle México, sin número, entre las calles Mazatlán y Magisterio, en el fraccionamiento Otay Magisterial, con apoyo de elementos de la Agencia de Investigación Criminal que lograron el aseguramiento antes descrito. 

Finalmente los detenidos fueron consignados al Juzgado Sexto de distrito y recluidos en el penal de la ciudad de Tijuana, por los delitos contra la salud.