La Procuraduría General de la República (PGR) a través de la Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo (SCRPPA), por conducto de su Delegación en Chihuahua, incineró más de dos toneladas de narcóticos, relacionados con diversas averiguaciones previas y causas penales. 

El acto se realizó en las instalaciones de la Guarnición Militar, en Ciudad Juárez, en presencia del agente del Ministerio Público de la Federación y del Representante del Órgano Interno de Control en la Institución. Este último verificó que el proceso se llevara a cabo en los términos de la normatividad en la materia aplicables. 

Lo incinerado incluyó dos toneladas 620 kilos 709 gramos 400 miligramos de marihuana, 60 gramos 650 miligramos de cocaína, 12 gramos 700 miligramos de heroína, 107 gramos 800 miligramos de metanfetamina, una planta de marihuana, 24 gramos 500 miligramos de semilla de marihuana y 114 unidades de pastillas psicotrópicas. 

Asimismo, fueron incinerados 728 objetos de delito (celulares, chalecos antibalas, placas metálicas y botellas de licor). 

Lo anterior es resultado de las acciones que realiza la Delegación de la PGR en Chihuahua, con el apoyo de efectivos de la Agencia de Investigación Criminal (AIC), del Ejército Mexicano, Policía Federal, así como de instituciones de seguridad, estatales y municipales.