Efectivos de la Policía Federal Ministerial asignados a la Delegación en el Estado de México de la Procuraduría General de la República cumplimentaron la orden de reaprehensión de una persona que incumplió una sentencia en su contra. 

El mandamiento de reaprehensión fue girado por el Juez Primero de Distrito Especializado en Ejecución de Penas de la entidad, con residencia en Tlalnepantla de Baz, dentro de la Causa Penal 29/2011. 

De acuerdo con ese expediente, el individuo fue detenido por elementos de Seguridad Pública Municipal de Nicolás Romero, en las inmediaciones de la colonia Manantiales de esa jurisdicción, en atención a una solicitud de auxilio de una persona que había sido víctima de robo a mano armada. 

La aprehensión se registró en un transporte del servicio público que fue interceptado a un kilómetro del lugar de la petición de auxilio, sobre la carretera Atizapán-Nicolás Romero; el detenido portaba un arma de fuego tipo escuadra calibre 32 milímetros. 

El hoy sentenciado fue puesto a disposición del Fiscal de la Federación, quien lo consignó ante el Juez de la causa; una vez decretado el cierre de instrucción se emitió sentencia condenatoria la cual fue recurrida en el Tribunal de Alzada quien confirmó la condena, ordenándole al sentenciado recluirse de manera voluntaria, toda vez que se encontraba gozando del beneficio de libertad provisional bajo caución. 

Una vez transcurrido el periodo de 10 días que el Tribunal le fijó al sentenciado para ingresar al centro de reclusión, este omitió la instrucción. En consecuencia, se libró la orden de reaprehensión, misma que fue cumplimentada por elementos de la Policía Federal Ministerial en las inmediaciones del Municipio de Santiago Tianguistenco. 

La persona fue puesta a disposición de la autoridad que lo requiere al interior del Centro Preventivo y de Readaptación Social "Santiaguito", ubicado en el Almoloya de Juárez.