La Procuraduría General de la República (PGR) a través de la Agencia de Investigación Criminal (AIC) y la Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo, en su Delegación en Chiapas, detuvo a una persona del sexo femenino a la que se le aseguraron varios envoltorios de marihuana y cocaína. 

La indiciada fue detenida en cumplimiento a una orden de cateo, autorizada por un Juez Federal Penal Especializado en Cateos, Arraigos e Intervención de Comunicaciones. 

El operativo fue encabezado por el agente del Ministerio Público de la Federación, adscrito al Centro de Operaciones Estratégica (COE) de la PGR, con apoyo de investigadores de la AIC, en un domicilio ubicado en calle Cerrada Villaflores, de la Colonia Las Granjas Oriente, en la ciudad de Tuxtla Gutiérrez, Chiapas. 

En ese domicilio se logró el aseguramiento de tres bolsas de plástico, que contenían hierba verde y seca con las características propias de la marihuana, con un peso bruto de un kilo con 605 gramos y seis envoltorios confeccionados en plástico transparente, que contenía una sustancia sólida de color blanca, con las características de la cocaína en piedra, con un peso de 3 gramos 600 miligramos. 

Por tal motivo, el narcótico y la detenida quedaron a disposición del Representante Social de la Federación, quien consignó ante el Juzgado correspondiente, para que determine su probable responsabilidad penal, en el delito contra la salud, en la modalidad de narcomenudeo y variante de posesión con fines de comercio.