La Procuraduría General de la República (PGR), a través de la Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo, por conducto de su Delegación en Chihuahua, consignó al Juzgado Noveno de Distrito en materia de Procesos Penales Federales, a una persona, por su probable responsabilidad en la comisión de los delitos contra la salud y violación a la Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos. 

De acuerdo con la averiguación previa, durante un recorrido que realizaban elementos de la Policía Estatal Única, sobre la privada Avelina Gallegos y Riva Palacio, de la colonia Manuel Valdez, observaron a un individuo que cometió una falta administrativa en la vía pública, por lo que fue amonestado y se le requirió realizar una inspección a su vehículo. 

Durante la revisión, en el bolsillo del pantalón se le encontraron siete envoltorios con cocaína con un peso de tres gramos 800 miligramos. En el porta equipaje del automotor, se localizó un arma de fuego tipo fusil AK-47 en mal estado, calibre 7.62x39, con cargador abastecido con 12 cartuchos, así como una escopeta. 

Por estos hechos, el indiciado, el arma y el narcótico, fueron puestos a disposición del agente del Ministerio Público de la Federación, quien ejerció acción penal por los delitos ya referidos, quedando interno en el Centro Federal de Readaptación Social número cuatro Noroeste, ubicado en Tepic, Nayarit.