La Procuraduría General de la República (PGR) a través de la Agencia de Investigación Criminal (AIC) y la Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo (SCRPPA), por conducto de su Delegación en Nuevo León, aseguró a una persona en posesión de armas de fuego y droga. 

En cumplimiento a una orden de cateo, emitida por el Juez Sexto Federal Penal Especializado en Cateos, el agente del Ministerio Público de la Federación con el apoyo de investigadores de la AIC, aseguraron a una persona del sexo masculino, en un domicilio de la colonia Hacienda El Campanario, en el municipio de Apodaca. 

En el lugar se confiscaron 14 dosis de clorhidrato de metanfetamina, dos armas de fuego, una larga y una corta y 113 cartuchos, así como seis cargadores. 

El Representante Social de la Federación continúa con la integración de la indagatoria, por los delitos Contra la Salud y Violación a la Ley Federal de Armas de fuego y explosivos para determinar la situación jurídica del imputado.