La Procuraduría General de la República (PGR) a través de su Delegación en Guerrero, consignó a un hombre como probable responsable de los delitos de portación de arma de fuego de uso exclusivo y contra la Salud, en su modalidad de posesión con fines de comercio.

 

El inculpado fue detenido por elementos de la Policía Federal División Gendarmería, quienes al realizar funciones de seguridad que forman parte del “Operativo Acapulco”, se trasladaron a la calle Nicolás Bravo de la colonia Renacimiento, lugar donde advirtieron la presencia de una persona del sexo masculino portando un arma de fuego corta, frente a una miscelánea con razón social “Ernestina”.

 

Al revisar sus pertenencias, los policías federales le aseguraron dos armas de fuego tipo pistola -una calibre .22, y la otra 9 mm-. Además, el individuo portaba una mochila color negro, donde se localizaron diversas bolsas de plástico, conteniendo un gramo 800 miligramos de goma de opio; un polvo blanco, presuntamente cocaína; y cuatro tiras con 15 pastillas psicotrópicas.

 

Cabe señalar que dicha persona portaba consigo una credencial que presuntamente lo acredita como elemento de la Policía Ministerial, adscrito a la Fiscalía General del Estado.

 

Por estos hechos, el inculpado fue internado en el Centro Regional de Reinserción Social de Acapulco, quedando a disposición del Juez Tercero de Distrito en el Estado, quien resolverá su situación jurídica en los términos de Ley.