La Procuraduría General de la República, en coordinación con la Secretaría de la Defensa Nacional, incineró cerca de nueve toneladas de marihuana, más de 136 kilogramos de metanfetamina y otras sustancias, en Hermosillo, Sonora.

 

La Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo (SCRPPA) supervisó la destrucción de los enervantes, a través de su Delegación en esa entidad, y conforme a lo dispuesto en el Calendario Nacional de Incineración de Narcóticos.

 

La ceremonia de incineración se realizó en la Estación Radiomonitora de la ciudad de Hermosillo. Se destruyeron poco más de 8 mil 815 kilogramos de marihuana y 5 kilogramos de semilla, así como 136 kilogramos de metanfetamina y 516 gramos de heroína.

 

Los enervantes estaban relacionados con 49 averiguaciones previas, iniciadas por delitos contra la salud y asegurados en distintos operativos realizados en todo el estado de Sonora.

 

Representantes del Órgano Interno de Control de la institución, dieron fe de la destrucción.


1.jpg
3.jpg
2.jpg