La Procuraduría General de la República (PGR), aseguró siete toneladas de material pirotécnico, como resultado de un operativo realizado en la Central de Abasto de la ciudad de Oaxaca.

 

La Delegación estatal de la PGR en esa entidad informó que lo anterior derivó de la aplicación de la Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos.

 

De esta manera, los agentes del Ministerio Público de la Federación, en coordinación con elementos de SEDENA, Gendarmería, Agencia Estatal de Investigaciones, Policías Estatal, Municipal, Bomberos y elementos de la Agencia de Investigación Criminal (AIC), aseguraron “cohetones”, “palomas”, “buscapiés”, “garbancitos”, luces de bengala, “chifladores” y “carrilleras” que se comercializaban de manera ilegal en la Central de Abasto.

 

El despliegue fue instruido por la Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo (SCRPPA), con la finalidad de asegurar la integridad física, de las personas que acuden a dicho lugar a realizar sus actividades cotidianas.

 

Los objetos asegurados serán destruidos por elementos de Material de Guerra del Ejército Mexicano, especializados en material pirotécnico; ello, en presencia de peritos y personal ministerial de la Institución, en las instalaciones del Campo de Tiro de la Agencia Estatal de Investigaciones, ubicado en Santa María Coyotepec, Oaxaca.

948_1jpg

948_2jpg