Durante las fiestas navideñas y de fin de año, los mexicanos comen alimentos con más calorías, irritantes y condimentos y en exceso, lo que, entre otras, cosas, causa enfermedades gastrointestinales y un aumento de peso, de hasta cinco kilos.

Además, las comidas de esta temporada, diferente a la dieta normal, provocan que las personas con problemas de salud preexistentes como gastritis o síndrome de intestino irritable, puedan presentar síntomas más graves, incluso, después de las festividades.

Algunas de las manifestaciones del síndrome de intestino irritable son: dolor tipo cólico, estreñimiento, sensación de distención abdominal y flatulencias.

Ante este panorama, los especialistas del sector salud recomienda consumir con moderación los platillos de temporada navideña ya que, por ejemplo, un alimento típico son los romeritos, platillo con alto contenido en sodio que podría generar problemas a personas con hipertensión arterial o que padecen alguna enfermedad renal crónica.

Gastritis y síndrome de intestino irritable aumentan en diciembre

Síguenos en Twitter: @SSalud_mx  y @JoseNarroR 
Facebook: facebook.com/SecretariadeSaludMX y  facebook.com/Jose-Narro-Robles