La Procuraduría General de la República (PGR) obtuvo del Juez Primero de Distrito en el Estado, en diferentes causas penales, sentencia condenatoria contra tres personas, por el delito de portación de arma de fuego sin licencia.

De acuerdo con cada expediente, los sentenciados recibieron una pena de prisión por dos años y una sanción económica.

En el primer caso, los hechos ocurrieron cuando los elementos de la Policía Municipal de esta ciudad, al realizar su recorrido de vigilancia sobre la Avenida Revolución, casi esquina con la Terracería "El Cono", en la comunidad Calvillito, detectaron a una persona a bordo de una motocicleta, quien al ver a los agentes se comportó con una actitud nerviosa.

Por lo anterior, le realizaron una revisión de rutina, encontrando entre sus pertenencias un revólver calibre .22, oculto en la bolsa de su sudadera. por lo que las autoridades lo detuvieron de inmediato y le aseguraron el arma en cuestión.

El segundo sentenciado, fue sorprendido por los elementos de la Secretaría de Seguridad Pública y Vialidad Municipal de Pabellón de Arteaga, cuando realizaban su recorrido de vigilancia por esa localidad y se percataron que un vehículo circulaba con placas de Estados Unidos, por lo que le marcaron el alto.

Los oficiales detectaron que había consumido bebidas embriagantes, por lo que lo inspeccionaron, encontrando entre sus posesiones un arma de fuego calibre .32, tipo revólver, escondida en una de las bolsas de su chamarra; razón por la cual fue detenido.

 
En el último caso, los hechos se suscitaron cuando elementos de la Policía Ministerial, durante un recorrido de vigilancia, recibieron un reporte vía radio, donde les indicaron que en el fraccionamiento los Laureles, se habían escuchado detonaciones de arma de fuego, por lo que acudieron a dicho sitio.

Los agentes se dieron a la tarea de buscar al implicado, al que localizaron y aseguraron, encontrando en su vehículo, una pistola calibre .25 tipo escuadra.

De esta manera, la Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo (SCRPPA), en su Delegación en Aguascalientes, dio inicio a las investigaciones correspondientes reuniendo las pruebas necesarias para acreditar la plena responsabilidad de cada uno de los ahora sentenciados.