La Procuraduría General de la República (PGR) a través de su Delegación Estatal en Yucatán, incineró más de 60 kilos de estupefacientes, en cumplimiento con el Programa de Destrucción de Narcóticos. 

La incineración fue verificada por personal del Órgano Interno de Control de la institución, el agente del Ministerio Público de la Federación, así como del personal de la Agencia de Investigación Criminal adscrito a esta Delegación, quienes dieron fe del peso y autenticidad de la droga. 

Los narcóticos destruidos son: 

- 60 kilos 877 gramos de marihuana. 
- 138 gramos 540 miligramos de cocaína. 
- 400 miligramos de MMDA (metilendioxidifenimetilamina). 
- 22 miligramos de clonazepam. 
- 19 miligramos de lorazepam. 

Las sustancias se relacionan con diversas averiguaciones previas y causas penales iniciadas por la puesta a disposición a cargo de corporaciones de seguridad de los tres niveles de gobierno, así como por denuncias ciudadanas. 

Así, la PGR reitera su compromiso de combatir delitos federales con todos los recursos que le provee la ley y exhorta a la ciudadanía a denunciar las 24 horas los 365 días del año al teléfono del Centro de Denuncia y Atención Ciudadana (CEDAC): 01 800 00 85 400, o al correo electrónico: denunciapgr@pgr.gob.mx.