El día de hoy, en cumplimiento a la orden de aprehensión librada por el Juez Tercero de Distrito en Materia de Procesos Penales Federales en el Estado de México, elementos de la Agencia de Investigación Criminal de la Procuraduría General de la República detuvieron a José Trinidad Martínez Pasalagua, por el delito de delincuencia organizada, en la hipótesis de delitos contra la salud, previsto en la Ley Federal contra la Delincuencia Organizada.

Martínez Pasalagua fue asegurado en las calles de la ciudad de Morelia, Michoacán, donde se le hicieron saber sus derechos y se le practicó los exámenes médicos de ley.

Martínez Pasalagua será internado en las próximas horas en un Centro Federal de Readaptación Social.

La Procuraduría General de la República informa que en coordinación con las dependencias del Gobierno Federal, se ha venido realizando una investigación a fin de identificar la estructura, formas de operación y ámbitos de actuación de un grupo criminal que opera en el estado de Michoacán.

Durante el cual, el 3 de abril de 2014, la Agencia de Investigación Criminal obtuvo un video en el que se puede apreciar a un grupo de personas reunidas, el cual se ha sometido a un análisis minucioso por parte de peritos de esta Procuraduría, quienes a través de la comparación fisonómica, comparativos de voz, determinaron científicamente que quienes participaron en dicha reunión, entre otros, son José Trinidad Martínez Pasalagua, así como Servando Gómez Martínez, identificado este último como líder principal del grupo delictivo.

Está comprobado que a estas reuniones también se daba cita a Jesús Reyna García, a través de testimonios se logró acreditar que Martínez Pasalagua, en calidad de líder transportista del estado de Michoacán, cobraba cuotas a los concesionarios de las rutas, quienes debían de pagar un monto mensual por permitírseles trabajar. Los testigos lo identifican como colaborador directo de Servando Gómez Martínez, a quien era entregado el monto del dinero.

Durante al menos ocho años, Martínez Pasalagua ejerció un fuerte liderazgo en la rama transportista en el estado de Michoacán, llevando a cabo medidas de presión para que la Comisión Reguladora de Transporte otorgara concesiones y rutas a personas afines a los intereses de él y a los del grupo delictivo.

Asimismo, Martínez Pasalagua influyó a través de amenaza y presiones, de la mano de la estructura criminal para que fueran designados servidores públicos, afines a sus intereses en el área de transporte en el estado de Michoacán.

Partiendo de lo anterior, se inició una investigación respectiva, durante la cual se obtuvieron pruebas suficientes, que llevaron al agente del Ministerio Público de la Federación adscrito a la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada, SEIDO, a consignar ante los tribunales la averiguación previa, ejerciendo acción penal en su contra, teniendo como resultados que el Juez que conoce del asunto, al analizar los hechos consignados, determinó liberar la correspondiente orden de aprehensión.

Con las pruebas aportadas por el Ministerio Publico de la Federación se acreditó de manera probable que el hoy inculpado formaba parte de una organización criminal que operaba en el estado de Michoacán y se dedicaba a la comisión de delitos contra la salud.

Con estas acciones el gobierno de la república, refrenda su compromiso con la legalidad y la construcción de un México en paz y seguirá realizando acciones coordinadas entre las distintas instituciones y órdenes de gobierno para garantizar el estado de derecho.

Muchas gracias.