La eficaz aplicación de las nuevas reglas procesales permitirá concentrarse en aquellos delitos que más vulneran a la sociedad.

La titular de la SJAI, inauguró en el INACIPE el Foro "Código Nacional de Procedimientos Penales".

El Código Nacional de Procedimientos Penales, punto de inflexión en la histórica jurídica del país, señaló la Subprocuradora Jurídica y de Asuntos Internacionales de la Procuraduría General de la República (SJAI), Mariana Benítez Tiburcio, al inaugurar el Foro "Código Nacional de Procedimientos Penales".

El nuevo Código, dijo, redefine la función que tendrá toda autoridad y un aspecto esencial, será a regulación de las soluciones alternas, ya que su funcionamiento correcto, permitirá que pueda descongestionarse nuestro sistema hasta en un 40 por ciento.

En el Auditorio "Alfonso Quiróz Cuarón" del Instituto Nacional de Ciencias Penales (INACIPE), y con la presencia de investigadores, académicos y representantes de organizaciones penales, la Subprocuradora Benítez afirmó que la consolidación de este nuevo sistema le compete a toda la sociedad.

Explicó que con la promulgación del Código Nacional se ha logrado definir y homologar las reglas que habrán de regir al nuevo sistema que se aplicará por todos, sin prorroga alguna, a partir de junio de 2016.

El objetivo es claro, agregó, se trata de renovar el Sistema Penal con miras a garantizar, primero, que el Estado Mexicano cuente con las herramientas necesarias para responder a los retos que actualmente vive nuestro país y que permita que toda persona acceda de manera eficaz, pronta y expedita a la justicia.

Se ha dado el primer gran paso, falta la parte más importante y lo más difícil, llevar una profunda y exhaustiva profesionalización y desarrollo de capacidades de quienes operarán directamente el Sistema: Ministerios Públicos, policías, peritos, abogados y jueces. Será a partir de la nueva mentalidad, los conocimientos y las habilidades que tenga este personal, lo que va a transformar realmente y le va a dar una nueva cara a nuestro Sistema de Justicia Penal.

Por último, dijo que el gran reto es fortalecer la confianza ciudadana en las instituciones de procuración e impartición de justicia, y será a partir de los resultados como la ciudadanía se acercará y colaborará, porque el éxito de este nuevo sistema corresponde y le compete a todos.