La Procuraduría General de la República (PGR) llevó a cabo la incineración de más de una tonelada de diversos estupefacientes, asegurados en operativos realizados por la Institución en el estado de Sonora.

La Delegación de la PGR en esa entidad federativa precisó que se destruyeron 248 kilos 725 gramos de metanfetamina, mil 667 kilos 25 gramos de marihuana, siete kilos 860 gramos de cocaína y 19 kilos 300 gramos de heroína. 

La ceremonia de incineración se realizó ante el representante del Órgano Interno de Control de la PGR, y la presencia de elementos de la Agencia de Investigación Criminal (AIC), así como de autoridades militares en las instalaciones del 22º Regimiento de Caballería Motorizado en el ejido Las Adelitas, ubicado en San Luis Río Colorado.

Con esta acción, la Procuraduría General de la República dio cumplimiento a lo establecido en el Programa de Destrucción de Narcóticos y a lo dispuesto por el Código Federal de Procedimientos Penales, que prevé la destrucción de la droga asegurada.